Mercury

GASES DE COMBUSTIÓN Y MERCURIO: EL DESAFÍO

En muchos países industrializados, es una práctica común para su eliminación el uso de métodos de incineración de residuos. También hay maneras de recuperar la energía del proceso. Sin embargo, el funcionamiento de un incinerador requiere una estricto cumplimiento de las normativas ambientales. Los incineradores de residuos peligrosos, sanitarios y de la producción de energía pueden beneficiarse de nuestros carbones activos EcoSorb™. Especialmente diseñado para absorber compuestos no deseados en el aire de los gases de combustión.

Usos y soluciones para los gases de combustión y mercurio.

Incineradores de residuos peligrosos

La incineración a altas temperaturas está bastante reconocida como el método más aceptable para el medio ambiente en la destrucción de diversos residuos peligrosos que se generan en los procesos industriales. La concesión de licencias y la regulación de los incineradores de residuos peligrosos se controla rigurosamente, lo que supone un pequeño número de operaciones a gran escala. Los residuos peligrosos serán a menudo difíciles de quemar, lo que requiere un alto volumen de gas de combustión en relación con la cantidad de residuos que se incineran. El tratamiento con carbón activo en polvo se necesita ante los contaminantes resultantes por la combustión de halógenos líquidos (producen dioxinas), y de termómetros y equipos eléctricos (contienen mercurio). Las dosis típicas de PAC oscilan entre 100-200 mg / Nm3 a temperaturas como máximo de 250 ºC. La elevada variedad en la composición de ese flujo hace que el tratamiento sea un auténtico desafío. Jacobi ofrece productos estándar (carbones activos de las series EcoSorb™ XP en Europa y Asia, y las series de carbones extruidos y granulares AddSorb™ VQ en todo el mundo) y productos premium (los aditivos en fase líquida EcoSorb™ QS Advanta y carbones impregnados AddSorb™ VQN, ambos diseñados para eliminar simultáneamente iones y mercurio elemental) para este uso.

Incineradores de residuos sanitarios

Los hospitales modernos generan una cantidad sustancial de desechos peligrosos químicos y biológicos. Con el fin de eliminar de forma segura estos materiales, maximizar la recuperación de calor y minimizar el impacto ambiental, los hospitales más grandes operan plantas de incineración in situ. Al igual que las plantas de incineración industriales el gas de combustión requerirá un tratamiento antes de su emisión a la atmósfera. El tratamiento con carbón activo se necesita ante los contaminantes resultantes por la combustión de plásticos (producen dioxinas), y de termómetros y baterías (contienen mercurio). Las concentraciones de mercurio tienden a ser muy altas. Las dosis típicas de PAC oscilan entre 100-300 mg/Nm3 a temperaturas de 130-180 ºC. Jacobi ofrece productos estándar (carbones activos de las series EcoSorb™ XP en Europa y Asia, y las series de carbones extruidos y granulares AddSorb™ VQ en todo el mundo) y productos premium (los aditivos en fase líquida EcoSorb™ QS Advanta y carbones impregnados AddSorb™ VQN, ambos diseñados para eliminar simultáneamente iones y mercurio elemental) para este uso.

Residuos para la obtención de energía

La incineración a alta temperatura se utiliza para eliminar los residuos sólidos domésticos, la energía recuperada se utiliza para precalentar el agua de alimentación de calderas y proporcionar así calefacción. La purificación del gas de combustión implica enfriamiento a la temperatura correcta seguido de adsorción seca. El tratamiento con carbón activo se necesita ante los contaminantes resultantes por la combustión de plásticos (producen dioxinas), y baterías (emiten mercurio). En general, las concentraciones de contaminantes en estas aplicaciones son relativamente bajas, y las dosis típicas de PAC oscilan entre 30-50 mg/Nm3 a temperaturas normales para gases de 130 ºC. Jacobi ofrece productos estándar (carbones activos de las series EcoSorb™ XP en Europa y Asia, y las series de carbones extruidos y granulares AddSorb™ VQ en todo el mundo) y productos premium (los aditivos en fase líquida EcoSorb™ QS Advanta y carbones impregnados AddSorb™ VQN, ambos diseñados para eliminar simultáneamente iones y mercurio elemental) para este uso.

Tipo de incinerador (residuos) Escala de planta Fuente de la contaminación Dosis de PAC típica (mg/Nm3) Temperatura del gas (ºC) Observaciones
Peligrosos Grande Halógenos líquidos (dioxinas), termómetros/equipos eléctricos (mercurio) 100-200 250
  • Corriente de composición/concentración altamente variable
Sanitarios Pequeña Plástico del instrumental médico (dioxinas), termómetros/baterías (mercurio) 100-300 130-180
  • Concentración muy elevada de mercurio
  • Cal procedente de los gases ácidos
Energía Muy grande Plásticos (dioxinas), baterías (mercurio) 30-50 130
  • Normalmente a bajas concentraciones
  • Cal procedente de los gases ácidos

Además de los carbones activos estándar las series de carbón activo en polvo EcoSorbTM XP en Europa y Asia, y las series de carbones extruidos y granulares AddSorb™ VQ en todo el mundo, Jacobi ha desarrollado dos productos premium para eliminar simultáneamente iones y mercurio elemental:

  • EcoSorb QS-Advanta: aditivo en fase líquida, que se puede inyectar en soluciones de lavado o corrientes de gases de combustión
  • AddSorb VQN: carbón activo en polvo impregnado con QS-Advanta para inyección seca en los gases de combustión

Ambos productos inmovilizan tanto al mercurio como al Sulfuro de Mercurio (HgS).  Esta sal de mercurio es extremadamente estable, no peligrosa e insoluble, evitando que sea emitida a la atmósfera y proporcionando una eliminación segura y económica como residuo sólido.

Para más información sobre productos Jacobi para los gases de combustión y mercurio, por favor, póngase en contacto con nosotros y nuestro equipo de atención al cliente le atenderá.